Declaracion 10

Declaración #10                  

Organización Popular Anarquista Revolucionaria

17 de Mayo de 2010

 

Carta abierta a las y los hermanos migrantes latinos en Estados Unidos de la Organización Popular Anarquista Revolucionaria de México

Hermanas y hermanos,

Sepan que sus familiares, amigos/as y hermanos/as de clase en México y Latinoamérica en general miramos hoy llenos de rabia proletaria la ofensiva racista del gobierno norteamericano en contra de las y los migrantes, particularmente los latinoamericanos (aunque no son los únicos). La reciente criminalización de los latinos en Arizona, con la antiinmigrante ley SB1070, es un nuevo golpe en contra de quiénes han tenido que abandonar sus tierras de origen en busca de un futuro más promisorio.

La opresión y explotación en la cual viven en EU los inmigrantes, la segregación racial y cultural con la que se les aísla, se ve hoy ignominiosamente aumentada con la legalización de la persecución a los latinos.

Impulsados por los sectores más reaccionarios de la clase patronal norteamericana, miles de americanos se han dejado arrastrar a las oscuras intenciones del gobierno y la alta burguesía norteamericana de culpar a los latinos de las graves problemáticas sociales que aquejan a millones en EU, y en general de la crisis económica causada por los propios capitalistas.

Lo que los gobernantes de todos los niveles en EU olvidan, es que ha sido su propia acción imperialista en los países periféricos y semiperiféricos la que ha llevado a millones a salir de sus hogares, particularmente de México y centro América, donde los intereses imperialistas sostuvieron (y sostienen como hoy en Honduras) dictaduras militares y gobiernos títeres que sembraron hambre y sangre en nuestra región y que hoy cosechan a millones de mujeres y hombres que son obligados a dejar a sus familias para escapar de la violencia y la miseria.

El reaccionario y antiinmigrante gobierno de Arizona, no está tan lejos de las propias acciones llevadas a cabo por el gobierno de Barack Obama, el cual no sólo ha mantenido la política persecutoria de la administración de Bush, sino que aumentado en más del 60%, según organismos no gubernamentales, el número de deportaciones.

Las redadas se suceden día a día y el cerco contra los millones de latinos se extiende sin que hasta el momento pueda ser detenido. La confianza depositada por millones en Obama está siendo hoy pisoteada por la misma administración que obreros, empleados y jornaleros llevaron al poder.

Esto muestra claramente que ni en EU, ni en Latinoamérica, ni en otro lugar del mundo, los gobiernos, por más del “cambio” y por más amigos del pueblo que se digan, pueden ofrecer una verdadera solución a los problemas de las y los explotados y oprimidos, es decir, de los trabajadores y el pueblo pobre.

Obama, como cualquier otro gobernante, tiene por misión mantener la iniquidad del sistema económico, donde una mayoría de todos los países trabaja de sol a sol tan sólo para subsistir, mientras que una minoría parásita detenta los medios de producción, apropiándose de las riquezas producidas por la mayoría proletaria y condenando a estas a la miseria.

Este sistema injusto, el capitalismo, se sostiene por la acción represiva y coactiva de los Estados, cuya función es defender la propiedad privada y salvaguardar el robo que hacen los patrones de lo producido. Obama como jefe de Estado tiene esta misión y no puede, por más que realmente quisiera hacerlo, sustraerse de sus tareas.

Hoy las yardas, las fábricas, los campos y los barrios donde viven día a día hermanas y hermanos nuestros, se han vuelto un campo de concentración, donde el hecho de pertenecer a un grupo racial es sinónimo de delinquir.

Desde México, los Anarquistas Revolucionarios extendemos nuestra solidaridad con la población inmigrante, la auténtica alma laboriosa de los EU; junto a la población negra, la originaria y los blancos pobres; y que hoy están pasando sus horas más difíciles ante la acometida del desempleo, la miseria, la migra y la policía.

Hacemos un llamado a la acción revolucionaria e internacionalista de las y los trabajadores del mundo para apoyar a los latinos, hoy perseguidos en EU, y para derrotar el apartheid y el esclavismo encubierto en que subsisten millones de indocumentados en EU.

Las jornadas de lucha emprendidas en todo EU por los latinoamericanos, apoyados por sindicalistas, defensores de derechos humanos, asociaciones civiles y religiosas, etc. sólo podrán conseguir un verdadero cambio si rechazan tajantemente la vía legal, puesto que son estas mismas leyes las que hoy esgrime la minoría explotadora norteamericana para perseguir a los inmigrantes.

Una salida de fondo al problema social de la inmigración tiene que ser por fuerza una salida revolucionaria que involucre a inmigrantes ilegales y legales, a la población negra, a las minorías, a los blancos pobres, es decir, una salida que respetando las diferencias culturales, pueda ir más allá de los conflictos raciales, convirtiendo estos en CONFLICTOS DE CLASE.

Las tradicionales demostraciones, boicots y rallies, deben de ir acompañados de las huelgas en las yardas, fábricas y campos, de la ocupación de oficinas gubernamentales, de la organización de brigadas de autodefensa en los barrios contra la derecha, la migra y la policía, y de la construcción de un gran movimiento de las y los trabajadores que dispute a los banqueros y patrones, a la burguesía, el control de nuestras vidas.

El pasado 1° de mayo se dio una muestra del potencial de la movilización de los latinos. Ese potencial hay que usarlo para golpear a los intereses de la cúpula gobernante norteamericana.

Hoy les toca a ustedes hermanas y hermanos inmigrantes dar la guerra contra el gobierno de EU de la misma manera que este ha hecho la guerra imperialista por el mundo. Hoy toco apoyarse en las experiencias de lucha de los inmigrantes y el pueblo negro, en figuras de la talla de los Mártires de Chicago, de Ricardo Flores Magón (revolucionario mexicano asesinado en una prisión norteamericana por el gobierno), de Nicola Sacco y Bartolomeo Vanzetti (inmigrantes italianos anarquistas asesinados por el gobierno de EU), de Seale, Newtón y el movimiento de autodefensa negro, en Mumia Abu Jamal, Leonard Peltier y los detenidos políticos en prisiones de EU.

Con el ejemplo de estos y otras muchas mujeres y hombres libres, con su lucha que es hoy la de nuestra clase debemos de avanzar y estar unidos. Por nuestros pueblos, por los caídos al cruzar la frontera, bajo las balas de la migra o en el desierto. Por los jóvenes víctimas de la violencia en los barrios exacerbada siempre por las autoridades. Por nosotros y nuestros hijos, hoy más que nunca:

¡ACCIÓN DIRECTA Y LUCHA REVOLUCIONARIA HASTA VENCER!

¡VIVA EL INTERNACIONALISMO PROLETARIO!

¡RESISTAN HERMANOS Y HERMANAS!

¡NINGUNA CONFIANZA EN OBAMA Y SUS MENTIRAS!

¡POR LA DESTRUCCIÓN DE TODAS LAS FRONTERAS Y LA CONSTRUCCIÓN

DE UN MUNDO SOCIALISTA Y LIBERTARIO!

 

www.opar.ideosferas.org contacto_opar@yahoo.com.mx

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: